Jue. Jun 17th, 2021

La estrategia de crecimiento orgánico es una de las más reconocidas de nuestros tiempos. Se trata tan solo del hecho de hacer crecer a nuestro negocio por mérito de nuestro propio esfuerzo y desempeño. Ahora bien, si bien es cierto que este método de crecimiento puede llegar a ser más lento que otros métodos externos, también es verdad que suele ser una de las estrategias más transparentes y naturales. A continuación te contamos todo lo que tienes que saber acerca de esta estrategia.

Estrategia de crecimiento orgánico para pequeñas y medianas empresas

Cuando apenas iniciamos un negocio, es común que no contemos con el capital necesario para invertir en sofisticadas estrategias de marketing y publicidad. Es por este motivo que la estrategia de crecimiento orgánico suele ser utilizada principalmente por pequeños emprendedores, los cuales buscan encontrar nuevos usuarios y clientes para su negocio.

Lo mejor de esta estrategia, es que funciona a base de costos muy bajos. Básicamente, el emprendedor se encargará de crear sus propios recursos para poder así dar a conocer su negocio. Estos recursos pueden ser por ejemplo publicaciones de historias y mensajes en las distintas redes sociales, el hecho de montar una plataforma web, subir artículos para el blog de la compañía, crear sus propios productos, entre otras muchas opciones.

Beneficios de la estrategia de crecimiento orgánico

Las compañías que utilizan este tipo de estrategia de crecimiento basada en sus propios esfuerzos y recursos, suelen convertirse a lo largo del tiempo en entidades más competitivas. Además, suelen ser también las que logran desarrollar un vínculo más cercano con sus usuarios y clientes.

Las empresas que generan capital mediante este tipo de estrategias, y luego invierten gran parte de sus ganancias en nuevos recursos de estrategias orgánicas, suelen ser las más populares del mercado. Esto es debido a que se trata de una estrategia sumamente transparente, que nace y se desarrolla a partir de la fortaleza y el esfuerzo del propio empresario.

Crecimiento orgánico vs Crecimiento externo

Las estrategias de crecimiento externo son totalmente opuestas a las de crecimiento orgánico. En las primeras, es común que los emprendedores se asocien a distintos servicios, los cuales facilitarán su trabajo y optimizarán su contacto con el público. Una de las principales ventajas de este método, es que es más rápido que el orgánico. Ahora bien, se trata de un sistema mucho más artificial, y que genera mayores costos.

Desventajas del crecimiento orgánico

Como lo decíamos anteriormente, la principal desventaja de este tipo de estrategia, es que suele ser más lenta que las de crecimiento externo. Un buen ejemplo de esto es el siguiente: una compañía de alarmas de seguridad podría tardar varios años en desarrollar un nuevo producto de vigilancia, mientras que si utiliza un sistema de crecimiento externo, perfectamente podría comprar o asociarse con otra empresa que ya disponga de los dispositivos.

Aun así, sabemos que la última opción genera mayores costos, y que le quita tal vez un poco de originalidad a la compañía. De todas maneras, los emprendedores siempre podrán escoger sus propias estrategias de crecimiento. Incluso pueden combinar ambas.

Riesgos

Las estrategias de crecimiento orgánico también generan ciertos tipos de riesgo. Supongamos por ejemplo que un emprendedor ha invertido gran parte de su tiempo y de su esfuerzo en crear una buena imagen de su compañía, ofreciendo productos originales y elaborados por la misma empresa. Por otra parte, la compañía competidora se asesora mediante una estrategia de crecimiento externo, y pasa por arriba todo el esfuerzo realizado por la primera empresa.

En otras palabras, la estrategia de crecimiento orgánico nos genera una mayor inestabilidad en nuestra industria. De todas maneras, siempre podremos cambiar el rumbo de nuestra estrategia, y centrarnos en nuevas oportunidades de negocio.

En conclusión

A la hora de escoger tu propia estrategia de negocio, es necesario que tengas en cuantos diversos aspectos. Dichos aspectos podrán ser por ejemplo el capital con el que cuentas, el personal y el tiempo del que dispones. Si cuentas con dinero suficiente como para generar estrategias de crecimiento externo, posiblemente esto sea lo que más te convenga. Ahora bien, si lo que quieres es que tu compañía se destaque por su originalidad y naturalidad, siempre será recomendable utilizar estrategias de crecimiento orgánico, aunque estas lleguen a demorar más en dar sus frutos.

Por Flor

Deja un comentario