Jue. Jun 17th, 2021

El mobbing es un tipo de acoso muy común, que suele darse principalmente en ambientes laborales. Las personas que sufren de este tipo de violencia pueden llegar a sufrir consecuencias graves en su salud. Si bien desde hace ya varios años que los especialistas han intentado tomar medidas ante este tipo de acoso de oficina, el mobbing se sigue manifestando aún hoy en día. A continuación te mostramos cómo hacerle frente al acoso laboral de la manera más efectiva.

El mobbing y sus consecuencias

Si bien en un principio podemos llegar a pensar que el maltrato laboral es simplemente un hecho al que no debemos de darle suma importancia, es necesario saber que cuando una persona está expuesta a violencia durante un tiempo extendido en el tiempo, las consecuencias pueden llegar a ser muy graves. Los comentarios y actitudes negativas hacia una persona pueden dejar marcas y heridas graves, tanto a nivel psicológico como emocional.

Por lo general, los acosadores laborales son aquellas personas que creen poder ejercer cierto control y autoridad sobre un compañero de trabajo. Cuando la persona que ha sido violentada realiza la denuncia correspondiente y la situación de violencia persiste, la cosa se pone aún peor. En este caso, el temor de la víctima aumentará y la confianza del abusador se potenciará.

A la hora de saber cómo hacerle frente al acoso laboral, debemos de tener en cuenta una serie de factores. A continuación describiremos en detalle el conjunto de elementos que conforman una situación de mobbing:

  • Sentimientos de inferioridad e inestabilidad: En este tipo de casos, es normal que la víctima se sienta verdaderamente responsable por todas las acusaciones que ha hecho el abusador. El machaque mental es tan constante, que la persona abusada realmente pasa a sentirse inferior e incapaz.
  • Incapacidad para afrontar la situación: Las víctimas de mobbing suelen hundirse en un interminable estado emocional de tristeza y temor, el cual las lleva a mantenerse inmóviles e incapaces.
  • Miedo: Las personas que sufren acoso laboral, suelen vivir constantemente con emociones negativas, de estrés y temor.
  • Foco atencional selectivo: La situación de violencia cobra tal dimensión, que el abusador pasa a convertirse en el centro de atención en la vida de la persona acosada. Debido a esto, todas las decisiones y comportamientos de la víctima pasan a depender de las acciones del acosador.

Los daños que genera el mobbing pueden llegar a durar para toda la vida. Si esta situación no es abordada a tiempo, la víctima podría quedar con graves secuelas emocionales a futuro. Si quieres saber cómo hacerle frente al acoso laboral, presta detallada atención a los siguientes consejos.

¿Cómo hacerle frente al acoso laboral de manera efectiva?

En primer lugar, es necesario que sepas que la mejor manera de salir de una situación de violencia es mantener tu mente en calma. Si mantienes una mentalidad fría y objetiva, podrás lidiar más fácilmente con cualquier tipo de situación.

El problema no está en ti

Lo primero que debes de saber al momento de hacerle frente al mobbing, es que el problema no está en ti, sino en el acosador. Una persona que disfruta del hecho de maltratar a otra persona, tiene graves problemas emocionales no resueltos. Además, así como te está violentando a ti, probablemente ya lo ha hecho con otras personas.

El incapaz no eres tú, sino el acosador. El saber esto te permitirá empoderarte, para así poder lidiar con la situación que estás viviendo. Nada de lo que dice tu acosador es cierto; no eres un inútil ni un bueno para nada. La otra persona tan solo está reflejando en ti lo que percibe de ella misma.

Realiza otras actividades que no estén relacionadas con el trabajo

El trabajo es algo importante en tu vida, pero no tu eje central. Si no la pasas bien en tu oficina, intenta enfocarte en otras actividades que sí te agraden. Tómate algún tiempo para tus hobbies, tu familia y amigos. No dejes que la situación de acoso se convierta en lo primordial en tu vida.

Enfócate en tus emociones positivas

No dejes que un mal día en el trabajo arruine todo tu día. Recuerda que no debes de llevar los problemas laborales a casa. La mejor manera de hacerle frente al estrés laboral, es intentar mantener siempre una actitud positiva. Además, no te tomes tan en serio lo que los otros hagan o digan sobre ti. Enfócate solo en lo tuyo.

Denuncia y busca la ayuda de un profesional

Por último, es importante que recuerdes que el mobbing está penalizado. Nunca permitas que alguien te maltrate o pase sobre ti. Si estás siendo acosado o violentado en tu trabajo, asegúrate de denunciar el hecho ante tus jefes y autoridades. Además, si la situación te ha sobrepasado, también puedes optar por acudir con un profesional de la psicología.

Recuerda que lo más importante a la hora de hacerle frente al acoso laboral, es actuar. No te quedes indefenso y paralizado en tu silla de oficina. Busca ayuda, y toma las riendas de ti mismo. Nunca dejes que nadie te domine o te haga sentir inferior.

Por Flor

Deja un comentario